JABÓN DE CASTILLA – MULTIUSOS & ECOLÓGICO ♻️

JabonDeCastilla

Siempre estoy en busca de productos que sean versátiles. Creo que tenerlos a la mano es una de las reglas principales cuando quieres dejar la vida de consumismo y por el contrario adoptar el consumo consciente, porque para que tener 20 productos si con uno puedes hacer esos mismos 20. No es sencillo y hay que invertirle tiempo, pero cuando lo encuentras sientes que te recorre el airecito de la rosa de Guadalupe (chiste válido sólo para México😂).

– EL JABÓN DE CASTILLA SE LLEVA LAS PALMAS –

 

Este jabón de castilla lo es todo en 1💕, con el lavo los platos, la ropa, el baño, nos lavamos el cuerpo, el cabello y en una versión un poco más extendida hasta el rostro. Y lo único que necesito es sosa que puedo comprar a granel en tiendas de químicos (con lo cual me ahorro el empaque), aceite de coco y agua. Listo, con 3 simples ingredientes tengo un jabón que literalmente es multiusos, que está libre de químicos sospechosos que no quiero en mi piel, en la de mi familia o en el planeta, no genero basura y además es baratísimo… no que baratísimo, lo que le sigue de baratísimo💰.

Todo lo que hacemos en esta vida tiene un eco en la eternidad, así que ¿por que no hacemos equipo para cuidar la salud propia y del planeta? 🌎  Aquí va la receta 😊.

INGREDIENTES:

🌿 935.53 gr. de aceite de coco (33 oz.)
🌿 355.5 gr. de agua (12.54 oz.)
🌿 154.22 gr de sosa (5.44 oz.)
🌿 Batidora/licuadora de mano.
🌿 Báscula digital (porque las medidas deben ser super exactas)
🌿 Guantes, mascarilla y lentes como medidas de seguridad.
🌿 Moldes para el jabón (Yo usé un molde de silicon para que me fuera fácil desmoldar).
🌿 Palito de madera para mezclar la sosa.
🌿 Termómetro de cocina.
🌿 3 recipientes: 1 para la sosa, 1 para el agua y uno grande para el aceite.

ELABORACIÓN:

Es muy importante que antes de comenzar te coloques todas las medidas de seguridad: lentes, mascarilla, guantes y de ser posible usa una camisa de manga larga para mayor seguridad. Otra cosa importante es que los contenedores e utensilios que vayas a ocupar en la elaboración del jabón deben servirte únicamente para este propósito (cuando termines de usarlos, lávalos bien y guárdalos hasta que llegue el momento de hacer más jabones). Ahora sí, empezamos.

➡️ PASO 1: Pesa todos los ingredientes y tenlos a mano. Recuerda que el contenedor más grande le corresponde al aceite. Ya que la mezcla final la haremos ahí.
 
➡️ PASO 2: Añade lentamente la sosa al agua (nunca al revés) y ve mezclando con el palito de madera, hazlo con mucha precaución porque la sosa suele ser delicada en este paso. No hay nada que temer, es solo una medida de seguridad. Es importante que lo hagas al aire libre porque la mezcla de sosa y agua suele soltar gases que son tóxicos. Los guantes son importantes porque esta mezcla suele alcanzar temperaturas muy elevadas. Integra muy, muy bien, deja reposar para que enfríe y una vez que lo haya hecho ya puedes regresar a la cocina a terminar el proceso. Eso sí, los guantes, lentes y mascarilla aún debes conservarlos.
 
➡️ PASO 3: Debes asegurarte que la mezcla de sosa con agua tenga la misma temperatura que el aceite de coco, así que en este paso vas a ayudarte con el termómetro de cocina. Una vez que los 2 tengan la misma temperatura entonces será momento de mezclar. Si notas que la sosa tarda demasiado en enfriar, puedes calentar un poco el aceite.
 
➡️ PASO 4: Llegó la hora de mezclar todo 😊. Ve integrando poco a poco la mezcla de la sosa y el agua con el aceite, que para este punto deben estar a la misma temperatura. Mezcla bien con la ayuda del palito de madera, y después, con ayuda de la batidora de mano bate hasta llegar a “punto de traza” que es cuando la mezcla toma una consistencia como de natilla (se le llama “punto de traza” al momento en el cual la mezcla de los ingredientes del jabón dejan una traza o surco por donde pasa la pala o cuchara con la que removemos. Es un momento en el cual parte del aceite está ya saponificado y sirve como emulsionador del resto de la mezcla).
 
➡️ PASO 5: Ya que la mezcla alcanzo el “punto de traza” es hora de pasarla al molde o los moldes. Es importante que sepas que si no usas uno de silicon, deberás colocar papel periódico o una tela en la base del molde para que una vez que la mezcla haya solidificado puedas desmoldar fácilmente. Deja reposar la mezcla en el molde 1 día o hasta que notes que se ha endurecido (con el aceite de coco incluso suele solidificar en cuestión de 8/10 horas), aunque va a depender mucho del clima dónde estés.
 
➡️ PASO 6: Una vez pasado el tiempo llegó la hora de cortar el jabón y dejar que saponifique por 6 semanas. Pero ¿que es la saponificación?, pues bueno, es cuando sucede la magia y esa mezcla corrosiva deja de serlo y pasa a ser un hermoso jabón que es amable con tu piel y el planeta. Pero explicado en palabras más específicas, la saponificación es el proceso químico en el cual un cuerpo graso (el aceite de coco), unido a un álcali (la sosa) y agua, da como resultado jabón. En este caso se hace en frío, con lo cual se van a mantener las propiedades nutricionales del aceite de coco, lo cual es excelente para nuestra piel y cabello. Es gracias a la saponificación que este jabón podrá alcanzar el pH. apropiado para la piel. Así que es importante que seas paciente antes de usarlo.
Aunque este jabón es perfecto para nuestra piel y cabello, recuerda que no es su único uso, pues puedes usarlo para lavar todo lo que se te ocurra: el patio, los platos, el baño… lo que sea.

Si no tienes tiempo o ganas de elaborar tus propios jabones, te recomiendo que pruebes los de Ahal Bio Cosmética. Son excelentes 👌🏻 y además son una empresa responsable y comprometida con el medio ambiente 🌎.

Espero que esta receta te haga más practica y sencilla la vida y que pases muy bonito día 💕.

(330 Posts)